cortinas para cada ventana

mayo 30, 2012

A la hora de elegir cortinas para nuestra casa debemos tener en cuenta el tipo de ventana que tenemos. Existen varias opciones para vestir las ventanas:

-Cortina. Es la más tradicional y de las que más se colocan. En forma de visillo es translúcida y muy luminosa. La doble cortina (visillo y cortina) viste y guarda muy bien la luz.

-Screen. Para que sea más o menos transparente se puede elegir el grado de grosor y apertura de la trama de la malla. Para limpiarlo, basta con pasar un trapo húmedo.

-Estor. Es un tipo de cortina que se despliega verticalmente. Sirve más para tamizar la luz que para impedir su entrada. Hay gran variedad de tejidos y acabados.

-Lamas de madera. Muy prácticas en cocinas y baños por su gran resistencia a la humedad, aportan un toque natural a la estancia.

En las tiendas de TEJIDOS EL MUNDO disponemos de un amplio muestrario de tejidos y exposición de todas las clases de cortinas comentadas y nuestros especialistas podrán aconsejarles en cada caso particular.

Dependiendo del tipo de ventana se usará una u otra cortina.

Balconera. Ventana clásica de piso antiguo con dos puertas batientes. Dos caídas de cortina, con barra o riel, es la opción más decorativa. Otra solución muy práctica sería poner visillos con varillas sujetos en los extremos de los cristales, sólo arriba o arriba y abajo. No es recomendable colocar estores porque al recoger la tela en la parte superior, nos impediría su total apertura.

 

Grandes correderas. Nos permiten gran variedad de opciones, desde las cortinas hasta los estores (plegables o paqueto). Para dar un toque informal, mejor los paqueto. Sí lo que buscamos es comodidad lo mejor son los screen que son prácticos, fáciles de mantener y se adaptan a todo tipo de decoración, además ni se deforman ni decoloran con el sol y permiten ver al exterior protegiendo en todo momento la intimidad interior. Dan entre el 50% y el 100% más de luz que un estor convencional y ayudan a ahorrar el consumo de calefacción y aire acondicionado según la época del año.

También podemos usar los paneles japoneses que son paneles correderos de tela que se superponen al recogerlos. Se confeccionan a medida y son fáciles de lavar.

Ventanas cuadradas. Son las más clásicas. Sea cuadrada o rectangular, principalmente se usan dos tipos de cortinas, la tradicional para dar un estilo más elegante y clásico o el estor para un estilo informal. Para los estores mejor utilizar telas que sean suaves y con caída. En las cortinas tradicionales conseguiremos un efecto más acogedor y elegante si las confeccionamos de manera que descansen en el suelo. Se aconseja que sean un poco más anchas que las ventanas para que la ventana parezca mayor dando más clase a la estancia.

Para una ventana pequeña pondremos dos caídas de tela o estor a 15 cm.  del marco superior de la ventana y llegando la tela al suelo para hacer que la ventana parezca mayor. En una ventana estrecha usamos caídas con mucho vuelo. Para ventanas con oscilobatiente lo más práctico es usar un visillo con varilla en el extremo superior e inferior de la ventana. En ventanas de tejado podemos usar una cortina eléctrica, veneciana o plisada.

Además del tipo de ventana debemos tener en cuenta su uso. Para unas caidas que se usan muy a menudo, las opciones más practicas son los rieles o las barras con anillas. Las cortinas con ollaos (ojales) y las que van sujetadas a la barra con lazos, son las más incomodas y se recomiendan para habitaciones con poco uso. Los estores son muy prácticos en ventanas correderas con pocos metros porque no quitan espacio, normalmente se sujetan en el marco de la ventana.

 

Share Our Posts

  • Delicious
  • Digg
  • Newsvine
  • RSS
  • StumbleUpon
  • Technorati

Comments

There are no comments on this entry.

Trackbacks

There are no trackbacks on this entry

Add a Comment